App de la Iglesia de Dios Todopoderoso

¡Escucha la voz de Dios y recibe el regreso del Señor Jesús!

Invitamos a los buscadores de la verdad a contactar con nosotros.

Seguir al Cordero y cantar nuevos cánticos

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Ancho de página

0 Resultado(s) de búsqueda

No se encuentra los resultados.

236 Amo más a Dios tras someterme a su juicio

1 Durante años de fe en el Señor, leía la Biblia a menudo pero nunca entendí la verdad. Pensé que renunciar a todo y trabajar duro significaba amar a Dios. A través del juicio de las palabras de Dios, vi finalmente mi propia hipocresía. Obré y prediqué sólo para obtener la bendición de ser arrebatado al reino de los cielos. Aunque en apariencia sufría y me esforzaba, estaba calculando en secreto mi recompensa. Al quejarme durante las pruebas, me descubrí como un egoísta y un despreciable. Era muy corrupto, pero creía que amaba a Dios y no me avergonzaba. Con tantas motivaciones y anhelos, ¿cómo iba a obtener la aprobación de Dios? Finalmente, me di cuenta de que a lo largo de mis años de fe en el Señor nunca había conocido remotamente a Dios. Me postro y me arrepiento completamente, deseo aceptar el juicio y la purificación.

2 Al sufrir el juicio de Dios, he visto que Su carácter es justo y no tolera ofensa. Siempre pecando y confesando, viviendo todavía en pecado, ¿cómo podría ser digno de ver el rostro de Dios? Los juicios y el refinamiento exponen mi profunda corrupción, poseo poca humanidad. Estoy lleno de carácter satánico, todavía sueño con entrar en el reino de los cielos sin arrepentirme de verdad. Al ser podado y tratado, estoy lleno de tormento, vergüenza y culpa. Deseo dejar ir todos los deseos extravagantes, buscar la verdad y renovarme. Estoy decidido a buscar amar a Dios, a sufrir cualquier dolor para satisfacer a Dios. No quiero estatus ni recompensas, sólo pido cumplir con mi deber para que mi corazón pueda descansar. No importa cuán grandes sean las dificultades, incluso si supone ofrecer mi vida, seré fiel hasta el final. A través del juicio, soy purificado, y amo aún más a Dios.

Anterior:He visto lo preciosa que es la verdad

Siguiente:Ahora he despertado