595 Solo al cumplir tu deber puedes satisfacer a Dios

No prestes atención a las cosas negativas.

Todo lo que te derriba, deja todo atrás.

En todo momento y lugar, a Dios debes buscar,

que tu corazón se someta a Él.

Poder cumplir con el deber de uno para la satisfacción de Dios

es el primer paso, es el primer paso.

Cuando la verdad puedas comprender

y entres en la realidad de la palabra de Dios,

serás perfeccionado, serás perfeccionado.

Si descubres tus debilidades,

pero no te controlan e igual realizas tu deber, es un acto positivo.

Los ancianos tienen nociones religiosas,

pero tú puedes orar y leer las palabras de Dios, someterte y cantar.

Poder cumplir con el deber de uno para la satisfacción de Dios

es el primer paso, es el primer paso.

Cuando la verdad puedas comprender

y entres en la realidad de la palabra de Dios,

serás perfeccionado, serás perfeccionado.

No importa qué puedas hacer, cuál sea tu función,

todo de ti debes dar, todo de ti debes dar.

Toda tu fuerza debes usar, no esperes con pasividad,

todo a Dios debes dar, todo a Dios debes dar.

Sea lo que sea que puedas hacer, cualquiera que sea tu función,

todo de ti debes dar, todo de ti debes dar.

Toda tu fuerza debes usar, no esperes con pasividad,

todo a Dios debes dar, todo a Dios debes dar.

Poder cumplir con el deber de uno para la satisfacción de Dios

es el primer paso, es el primer paso.

Cuando la verdad puedas comprender

y entres en la realidad de la palabra de Dios,

serás perfeccionado, serás perfeccionado,

serás perfeccionado, serás perfeccionado.

Adaptado de ‘Acerca de que todos cumplan su función’ en “La Palabra manifestada en carne”

Anterior: 594 Dios rechazará a aquellos que no cumplen con su deber

Siguiente: 596 El hombre debe cumplir con su deber

El fin de todas las cosas se está acercando, ¿quieres saber cómo el Señor recompensará el bien, castigará el mal y determinará el fin de cada uno? Bienvenido a contactarnos para descubrir la respuesta.

Contenido relacionado

65. La semejanza humana se logra resolviendo la arrogancia

Prometo, aún más, aceptar la inspección y supervisión de los otros colaboradores y líderes. Aceptaré el trato y poda de todos. Me colocaré bajo la inspección de toda la congregación para que pueda cumplir mis deberes conscientemente para consolar Tu corazón.

55. Mi liberación de las ataduras

Aunque esta vez para mí el hecho de ser reemplazada fue casi como morir y mi dolor era incomparable, me sirvió de pretexto para experimentar Tu gran amor y salvación para mí. De no haber sido reemplazada en esta ocasión, seguiría viviendo dentro de mi propia noción e imaginación, con la misma forma equivocada de hacer las cosas.

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro

Contacta con nosotros por WhatsApp