615 Cómo cumplir con los requisitos para que Dios te utilice

Para que tú puedas ser usado por Dios,

no sólo debes tener ese deseo,

sino que Sus palabras te guíen y refinen,

y que Él te trate y te ilumine.

Agrégale tus observaciones, ideas,

reflexiones y conclusiones,

lo que absorbes, eliminas,

practica todo esto sobre esos cimientos.

Estos son los senderos

para que entres en la realidad.

Todos ellos son indispensables.

Así realmente es como Dios obra.

Para que tú puedas ser usado por Dios,

no sólo debes tener ese deseo,

sino que Sus palabras te guíen y refinen,

y que Él te trate y te ilumine.

Si te unes al camino de la obra de Dios,

te perfeccionarás cada día.

En cada momento, bueno o difícil,

si te prueban, te tientan, si obras o no,

cuando vives por ti mismo o en un grupo,

siempre habrá la ocasión de perfeccionarte,

no te pierdas ninguna, descúbrelas todas.

Así se vive el secreto de la palabra de Dios.

Para que tú puedas ser usado por Dios,

no sólo debes tener ese deseo,

sino que Sus palabras te guíen y refinen,

y que Él te trate y te ilumine,

y que Él te trate y te ilumine.

Adaptado de ‘Con qué debería estar equipado un pastor adecuado’ en “La Palabra manifestada en carne”

Anterior: 614 Vuestra entrada es vuestra obra

Siguiente: 616 Dos principios que deben entender los líderes y trabajadores

El fin de todas las cosas se está acercando, ¿quieres saber cómo el Señor recompensará el bien, castigará el mal y determinará el fin de cada uno? Bienvenido a contactarnos para descubrir la respuesta.

Contenido relacionado

65. La semejanza humana se logra resolviendo la arrogancia

Prometo, aún más, aceptar la inspección y supervisión de los otros colaboradores y líderes. Aceptaré el trato y poda de todos. Me colocaré bajo la inspección de toda la congregación para que pueda cumplir mis deberes conscientemente para consolar Tu corazón.

1. Tengo la fortuna de hacer servicio para Dios

Siempre que veía estas palabras que Dios habló me sentía ansiosa: “Cada frase que he pronunciado contiene el carácter de Dios. Haríais bien en meditar Mis palabras cuidadosamente y con toda seguridad os beneficiaréis en gran medida de ellas”. Me sentía ansiosa porque entender el carácter de Dios es tan importante tanto para la comprensión que el hombre tiene de Dios como para su búsqueda para amarle y agradarle.

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro

Contacta con nosotros por WhatsApp