39 El cosmos resuena con las alabanzas a Dios

El mundo entero es un mar de alegría y alabanzas.

Bailamos y los astros brincan; la luna sonríe,

las alabanzas llenan el cosmos.

Dios Todopoderoso ha llegado a la tierra,

con Sus verdades, agitando a religiones y naciones.

Los elegidos oyen la voz de Dios y lo alaban.

En Sion, Dios se ha vuelto hacia el universo,

revelando Su justicia y santidad.

Su pueblo, con gozo, lo alaba por siempre.

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios! ¡Aleluya!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

Para amarlo, cumple tu deber y Su voluntad.

Los corazones de nuestros hermanos están fuertemente unidos.

Todos los hombres y mujeres, lo alaban al unísono.

Tú canta, que yo bailo; da testimonio de Él, yo me uniré.

Al gran dragón rojo avergonzamos, honramos el nombre de Dios.

Hemos visto el justo carácter de Dios a través de Su obra.

Su pueblo ve Su glorioso rostro,

busca complacerlo, desea serle fiel por siempre.

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios! ¡Aleluya!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

Dios obtiene gloria en la tierra, todo el mundo está feliz.

La vida en el reino es tan maravillosa.

Un nuevo cielo, una nueva tierra y un nuevo reino.

Bailamos para Dios, cantamos para Dios, ¡pletóricos!

Para Él entonamos las canciones más bellas,

y los bailes más bellos son en Su honor.

Le ofrecemos nuestro corazón y amor honestos.

Su pueblo y toda la creación lo alaba por siempre.

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios! ¡Aleluya!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Oh, Sion, glorioso! Su morada resplandece.

Su gloriosa luz baña todo el universo.

Dios Todopoderoso sonríe desde el trono

y observa el universo renovado.

¡Todo el mundo, alabad!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios! ¡Aleluya!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios! ¡Aleluya!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

¡Alabado sea Dios! ¡Alabado sea Dios!

Anterior: 38 Alaba a Dios para ganar gloria

Siguiente: 40 Cantar alabanzas a Dios por siempre

El fin de todas las cosas se está acercando, ¿quieres saber cómo el Señor recompensará el bien, castigará el mal y determinará el fin de cada uno? Bienvenido a contactarnos para descubrir la respuesta.

Contenido relacionado

68. Segar una cosecha al ser podado y tratado

“Si te sientes contento de ser alguien que es un hacedor de servicio en la casa de Dios, trabajando de forma diligente y concienzudamente en la oscuridad, siempre dando y nunca quitando, entonces Yo te digo que eres un santo leal, porque no buscas ninguna recompensa y estás simplemente siendo un hombre honesto” (‘Tres advertencias’ en “La Palabra manifestada en carne”).

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro

Contacta con nosotros por WhatsApp