227 Cómo entrar en la verdadera oración

I

Tu corazón en la oración debe estar

en paz ante Dios, debe ser sincero.

Comunícate de verdad cuando ores a Dios.

No lo engañes con adulaciones.

Así tu corazón en calma estará ante Dios.

Y en los ambientes puestos para ti,

a ti te conocerás y te odiarás;

te odiarás y te abandonarás.

Tendrás una relación normal con Dios,

y serás alguien que de verdad ama,

ama a Dios, ama, ama a Dios.

Serás alguien que de verdad ama, ama a Dios.

II

Orar gira en torno a lo que Dios completará hoy.

Pídele que te ilumine más,

lleva tu estado y tus problemas ante Dios

y comunícale tu determinación.

Así tu corazón en calma estará ante Dios.

Y en los ambientes puestos para ti,

a ti te conocerás y te odiarás;

te odiarás y te abandonarás.

Tendrás una relación normal con Dios,

y serás alguien que de verdad ama,

ama a Dios, ama, ama a Dios.

Serás alguien que de verdad ama, ama a Dios.

III

Orar no es seguir un procedimiento,

sino buscar a Dios con sinceridad.

Pide que Dios proteja tu corazón.

Así tu corazón en calma estará ante Dios.

Y en los ambientes puestos para ti,

a ti te conocerás y te odiarás;

te odiarás y te abandonarás.

Tendrás una relación normal con Dios,

y serás alguien que de verdad ama,

ama a Dios, ama, ama a Dios.

Serás alguien que de verdad ama, ama a Dios.

Seras alguien que de verdad ama a Dios.


Adaptado de ‘Acerca de la práctica de la oración’ en “La Palabra manifestada en carne”

Anterior: 226 Sólo aquellos que guardan silencio ante Dios se centran en la vida

Siguiente: 228 Satisfacer a Dios y practicar Su palabra es lo primero

Los desastres son frecuentes. ¿Quieres saber cómo recibir al Señor antes de los grandes? Contáctanos ahora y exploremos juntos para encontrar el camino.
Contacta con nosotros por Messenger
Contacta con nosotros por WhatsApp

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro