App de la Iglesia de Dios Todopoderoso

¡Escucha la voz de Dios y recibe el regreso del Señor Jesús!

Invitamos a los buscadores de la verdad a contactar con nosotros.

Sermones y Enseñanzas sobre la Entrada a la Vida

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Ancho de página

0 Resultado(s) de búsqueda

No se encuentra los resultados.

130-B8 Más bienaventurados son los que aceptan y obedecen la palabra de Dios

Velocidad

`

130-B8 Más bienaventurados son los que aceptan y obedecen la palabra de Dios

Preguntas y respuestas

Pregunta 1:Para algunos, como quienes están en América,el trabajo y la vida en el hogar nos ocupan mucho tiempo.A veces no leo la palabra de Dios y eso me preocupa, porque me siento culpable. Si creemos en Dios, ¿debemos anteponer la palabra de Dios a todas las cosas? Si no ponemos primero la palabra de Dios, ¿estamos siendo irrespetuosos con Dios? Siento que la creencia en Dios debe ser un proceso feliz, pero yo he aceptado solo la obra de Dios y aún no he encontrado mi equilibrio. De todos modos, no es muy feliz. ¿Cómo debemos encontrar un equilibrio entre el trabajo, el hogar y la iglesia?

Respuesta: ¡La vida en un país democrático es laboriosa! Si no ganas dinero, existen impuestos que no puedes pagar y tienes que pagar el alquiler, mantener el automóvil y pagar las cuentas de electricidad y del agua, todo eso requiere de dinero, por supuesto hay que trabajar, ¿verdad? Eso representa un problema. Es como si creer en Dios presentara una carga extra, especialmente para realizar tus deberes. ¿Pero estarías libre de las cargas si no creyeras en Dios? Estarías igualmente cargado, si no más. Algunas personas preguntan, ¿puede haber una carga que canse más? Te garantizo que la hay, porque estarás sufriendo. Tus días serán una lucha para alimentarte, una lucha por la supervivencia, habrá muchas dificultades y problemas, porque el mundo es injusto y las personas son malvadas, habrá muchas interrupciones y dificultades, y nada pasará suavemente. Pero por medio de tu creencia en Dios y tu creciente comprensión de la verdad, ganarás sabiduría y descubrirás caminos, ya no te contaminarás con los demonios y serás más sensibles hacia ellos, lo que te ahorrará mucho sufrimiento, ¿no son prácticas estas palabras? ¿Qué provoca mucho del sufrimiento en el mundo exterior? En primer lugar, compartes con los demonios el entorno en que vives. En segundo lugar, te falta la protección y las bendiciones de Dios, entonces los demonios siempre te violan. En tercer lugar, te falta la verdad y te falta sabiduría. Si tienes la verdad, tienes la sabiduría. Cuando posees la verdad, sabes cómo tratar con los demonios. Por eso cuando entiendes la verdad, también obtienes la sabiduría, la protección y las bendiciones de Dios, ¡lo que te ahorra mucho sufrimiento! Es un hecho. Te ahorras tanto sufrimiento por creer en Dios, por comer y beber la palabra de Dios, y buscar la verdad, lo que te ofrece consuelo espiritual y disfrutar de la paz y la felicidad otorgadas por Dios. Ten en cuenta que un día el gran desastre llegará y estarás quieto. Los infieles perderán su mente en pánico y miedo por los días venideros, sintiendo que es el fin del mundo. Pero cuando el desastre mismo caiga sobre nosotros, los creyentes en Dios sentiremos de manera diferente que los incrédulos. Dios está con nosotros y tenemos participación en el reino de Cristo. ¡Qué gran consuelo nos brinda el conocimiento! ¿No es este consuelo una felicidad del espíritu? Esta es la felicidad más auténtica. Ganamos porque nosotros, al creer en Dios, hemos comprendido la verdad, conocido a Dios, hemos sido cualificados para recibir las promesas de Dios. Esta felicidad espiritual, consuelo y anhelo es la felicidad más genuina de la humanidad, ¡y no puede obtenerse sin creer en Dios! Por lo tanto, cuando dices: “Creer en Dios es demasiado, tengo que ganar dinero y cuidar de mi familia, y además de eso tengo que creer en Dios, leer la palabra de Dios y vivir la vida de la iglesia e ir a las reuniones. ¡Es una carga demasiado grande!” Eso no está mal, pero ¿cuántas bendiciones has ganado y cuántos desastres y cuánto sufrimiento has evitado? ¿Por qué no ves eso? ¿No es menos estresante desde ese punto de vista? Cuando lo expongo así, ¿entiendes? ¿Cuál camino es el camino de las bendiciones? Creer en Dios. Algunos hermanos y hermanas ven la esencia del mundo demoníaco después de creer en Dios. Evitan interactuar con los demonios, no dependen de los demonios para vivir, no necesitan apaciguar o elogiar a los demonios y como resultado viven mucho más felices. Al avanzar por este camino, el camino se vuelve más brillante, y hay más felicidad en el corazón, hasta que finalmente se obtienen la verdadera felicidad y las bendiciones. ¿Qué es la verdadera felicidad? ¡Esta es la verdadera felicidad! Sólo quienes creen en Dios y buscan la verdad encuentran la felicidad, solo ellos tienen paz, alegría, anhelo, regocijo, consuelo, que únicamente quienes ganan la verdad pueden experimentar. ¿Comprendes? Puedes ver a los creyentes en Dios igualmente ocupados, ¡pero verás también cuán grandes son sus bendiciones y su buena fortuna! Los incrédulos pueden parecer ociosos, pero también sufren y se preocupan, porque no tienen un buen fin ni un buen destino, y no saben cuándo van a morir. Hoy, si aceptas a Dios Todopoderoso, estás reservando tu lugar en la casa de Dios, estás escribiendo tu nombre en el libro de la vida. ¿A qué se refiere el “libro de la vida”? Esto significa que quienes son arrebatados a la fiesta ganan la verdad y la vida. Aquellos que están en la religión no han sido inscritos en el libro de la vida, porque no tienen vida alguna. Lo que Cristo trae en los últimos días es la manera de la vida eterna, y si aceptas a Cristo en los últimos días y recibes su perfección, solo entonces tienes una participación en el libro de la vida. Sólo entonces se escribe vuestro nombre en él. Tener vuestros nombres escritos en el libro de la vida, se trata de una asombrosa alegría espiritual, ¡esta es una bendición sin medida! ¿Los creyentes en Jesús la han ganado? No. Cuando el cielo truene y la lluvia caiga, dirán: “Qué extraño, el Señor aún no está aquí, ¿cuándo vendrá? ¿Vendrá? ¿Me ha echado a un lado?” Mientras más piense, más miedo tendrá, porque no tiene al Señor Jesús en su corazón, solo sabe que quiere ser arrebatado al cielo. ¡Está soñando! Algunos dirán: “No creo en todo eso, que creer en Jesús, pero no en Dios Todopoderoso significa no ver al Señor bajar de las nubes”. Puedes ver. Apocalipsis tiene algo que decir sobre esto: “Mirad, Él viene en nubes; y todos los ojos lo verán, aún aquellos que lo laceraron; y todas las razas de la tierra se lamentarán por Él. Así sea, Amén” (Apocalipsis 1:7). Cuando abiertamente venga con las nubes, todas las familias de la tierra gemirán. ¿Por qué gemirán? Porque cuando Dios vino oculto como el Hijo del Hombre para perfeccionar a la humanidad en los últimos días, lo negaron, lo acusaron y lo resistieron, así que cuando abiertamente venga con las nubes, solamente gemirán y rechinarán los dientes. ¿Qué profecía cumple esto? Cuando el Señor Jesús apareció cuarenta días después de la resurrección, ¿qué dijo el Señor cuando vio a Tomás? “Tomás, crees porque me has visto; benditos los que no han visto pero aun así creen” (Juan 20:29). Cuando veas al Señor venir abiertamente en las nubes será demasiado tarde para creer, no habrá ya bendiciones, habrás sido eliminado y todo lo que te quedará será gemir. Algunos preguntarán: "¿Por qué el Señor Jesús vendrá abiertamente en las nubes?" No es el Señor Jesús quien vendrá abiertamente en las nubes, será Dios Todopoderoso cambiando Su forma y regresando a Sion. Después de que el gran desastre llegue y pase, cuando todo esté casi acabado, Dios abiertamente vendrá en las nubes, ¿entiendes? El desastre está casi sobre nosotros, el Señor está a punto de regresar a Sion y la obra del cuerpo encarnado se da solo ahora, esta es tu única oportunidad, solo estas dos o tres décadas. Es como la obra redentora del Señor Jesús, que fue ofrecido solamente por algunos años antes de que muriera y resucitara, entonces ascendió al cielo después de Su aparición por cuarenta días. Cuando el Señor Jesús vio a Tomás después de Su resurrección, dijo: “Tomás, crees porque me has visto; benditos los que no han visto pero aun así creen” (Juan 20:29). Si te niegas a creer que Dios encarnado es el Hijo del hombre hoy, mientras Dios trabaja en secreto, si solo crees que cuando Dios se manifieste abiertamente, ¿te aprobará? El Señor dijo, los que creen sin ver la manifestación de Su cuerpo espiritual, quienes creen cuando Él viene encarnado, como un ladrón en la noche, son bendecidos.

Pregunta 2:

Somos visitantes de otra iglesia, y aún asistimos a los servicios allí cada domingo. ¿Cómo podemos pasar a la Iglesia de Dios Todopoderoso y cómo debemos realizar nuestros deberes?

Respuesta: Deja a un lado tus deberes por el momento. En primer lugar, come y bebe de la palabra de Dios por más días para entendimiento y comprensión antes de pensar en cómo realizar tus deberes. Primeramente, debes comer y beber para ver si puedes comprender la palabra de Dios, podrías decir: “tengo un montón de nociones sobre esto, tengo un montón de sospechas acerca de esto,” y al final puedes decidir irte. Si todavía no cuentas con el entendimiento para comprender esto, espera hasta que estés seguro de lo que crees, y hasta que no tengas nociones ni sospechas para realizar tus deberes, ¿de acuerdo? En cuanto a la iglesia donde asistes todos los domingos, aun no les dejes saber que estás aquí, porque todavía no has echado raíces aquí. Si les dejas saber utilizarán la Biblia para acusarte y luego utilizarán los rumores y mentiras del PCCh, entonces cuando les oigas, pensarás: “¡escogí la iglesia equivocada!” y volverás a ellos. No podrás contenerlos, no tienes esa estatura espiritual. Cuando comprendas todo, cuando no tengas nociones o sospechas, podrás dar a conocer tu membresía aquí a tu iglesia original. Si les dejas saber ahora no podrás sostenerte. Te lo prometo, si les dejas saber ahora, no podrás contenerlos, ¿y entonces como podré ayudarte? ¿Continuarías buscando la verdad con nosotros? No. Lo que sucederá es que caerás de rodillas y admitirás tu pecado, y poco después ya no volverás a nosotros, estarás perdido sin remedio y no podrás volver. He visto bastantes personas así, gente que escucha mi enseñanza una vez y dice: “Su reunión de hoy me ha alumbrado, creo cien por ciento lo que ha dicho, voy a ir a decirle a mi iglesia lo que he oído hoy”. Yo les digo: “Si vas allá no volverás, te estarás entregando a ellos”. No me creen y luego se entregan a sí mismos a su iglesia. Sin haber hecho raíces, no puedes refutarles, así que nunca debes dejarle saber a la religión sobre tu participación aquí.

Algunos dirán: “Tengo unas pequeñas dudas, ¿debería preguntarle a mi pastor religioso?” Esa es una pregunta que debes hacer a la persona adecuada. Si preguntas a tu pastor religioso, estarás preguntando a un anticristo, y él aprovechará la oportunidad de apresarte. No preguntes a tu pastor. La Iglesia de Dios Todopoderoso no obligará a nadie, no te obligaremos a quedarte aquí. Si escuchas, hablaré contigo, pero si quieres salir, te dejaremos ir con una sonrisa. Nadie te golpeará, nadie te tocará un pelo de la cabeza, mucho menos te sacará los ojos. No conservaremos ni un solo pelo de tu cabeza y no queremos tus ofrendas de dinero. No te permitiremos que ofrendes dinero. ¿Qué opinas de esta iglesia? Puedes comer y beber la palabra de Dios gratis y decidir si es o no verdad, y la vida y el agua del río de vida que fluye desde el trono. ¿Por qué las palabras del Señor Jesús no son el camino a la vida eterna y tampoco el agua del río de vida que fluye desde el trono? ¿Dónde comienza el cumplimiento de la profecía del Apocalipsis? De la encarnación de Dios en los últimos días. El Señor Jesús vino para realizar la obra de la redención, pero Él no expresó toda la verdad que purifica, salva y da al hombre comprensión de Dios, por lo que Sus palabras no pueden llamarse agua del río de vida que fluye desde el trono. Solo se puede decir que Él es la fuente de agua viva, porque Él era Dios mismo. Las palabras expresadas por Cristo de los últimos días son agua del río de vida que fluye del trono, que es toda la verdad expresada por Dios en los últimos días durante la obra de purificación, salvación y perfeccionamiento de la humanidad, desde la creación esta es la primera oportunidad de escuchar tantas palabras para la humanidad. En Apocalipsis dice:“El que puede oír, que oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias.” y esto es a lo que se refiere, a todas las palabras expresadas por Dios Todopoderoso en los últimos días.

Esperad a comprender antes de darlo a conocer. No lo deis a conocer ahora. Vuestra estatura es todavía demasiado pequeña, vosotros no podríais contenerlos. Y no trates de presumir, he visto mucha gente jactarse y nunca regresar. Algunos dijeron: “Volver a mi iglesia y creer en Jesús también es correcto, ¿no es así?” ¿Y qué les sucede? Si vuelves a creer en Jesús, estás destinado al infierno y ese es el final. En la Biblia, ¿qué dijo el Señor Jesús en la acusación a los fariseos? “Aflicción para vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! Porque vais por mares y tierras para ganar una persona, y cuando lo hacéis, lo volvéis el doble una criatura del infierno que vosotros” (Mateo 23:15). Trajeron gente a la religión y no delante de Dios, y en el momento en que la gente entró a su religión, quedaron destinados para el infierno. Unirse a la Iglesia de Dios Todopoderoso no significa unirse a una religión, significa ser arrebatados a la presencia de Dios, ¡arrebatados delante del trono! No hay verdaderas iglesias en el mundo religioso, no poseen el trono de Dios, por lo que, al unirse a sus sectas, os condenáis al infierno y perdéis toda oportunidad de recibir la salvación de Dios. ¿Comprendéis?

¡Y hay algo más! Jesús vino a hacer la obra de la Era de la Gracia y si hubierais dicho: “Acepto la gracia de la redención, pero también cumplo con la ley,” ¿qué habría dicho Jesús? ¿Él os hubiera aprobado? ¿Qué error es este? ¡Rebelión contra Dios! ¡Se trata de alguien que no puede obedecer a Dios! Si creéis en Dios, debéis ser obedientes a la obra de Dios hoy para ser conforme al corazón de Dios. La obra del pasado es historia anticuada, muerta y ya no cuenta para con Dios. Ha sido eliminada. Dios juzga los pecados del hombre, lo perfecciona y lo salva según esta Época de obra y no aquella, ya que esa Época ha sido eliminada, ¿comprendéis? Si leéis las palabras que Dios habla hoy, el Espíritu de Jesús está con vosotros, si continuáis leyendo lo que Jesús dijo en el pasado, Él os rechaza y os odia. Él os dirá que no podéis continuar con la obra de Dios en el presente, y os llamará rebeldes e hipócritas. Si decís: “No ofenderé a Jehová, no ofenderé al Señor Jesús, y no ofenderé a Dios Todopoderoso,” entonces los ofendéis a todos ellos, no lograréis ni ganaréis nada. ¿Comprendéis? Hay solo un Dios, y es Dios Todopoderoso. Dios Todopoderoso es el Espíritu del Señor Jesús y el Espíritu de Jehová, ¿os falta el entendimiento para ver esto? Si seguís moviendo vuestra fe entre ellos y termináis creyendo en tres dioses, entonces habréis cometido un error, habréis tomado el camino equivocado, estaréis resistiendo y profanando a Dios y no comprendéis a Dios. Hay solamente un Dios. El Nombre de Dios en la Era del Reino es Dios Todopoderoso, en la era de la ley era Jehová y en la Era de la Gracia fue el Señor Jesús, pero son el mismo Dios y el mismo Espíritu. Si crees en Dios Todopoderoso, lee la palabra de Dios Todopoderoso, después de tres o cinco años, o siete u ocho años de leerlas, todo tendrá sentido y comprenderás completamente las palabras del Señor Jesús y de Jehová, porque sabrás que Jehová, Jesús y Dios Todopoderoso son uno. Lee a tu ritmo y comprenderás todo cuando hayas terminado. Si no lees lo suficiente, nada de lo que te diga te aprovechará. Es el esfuerzo que pongas.

Bueno, eso es suficiente enseñanza por hoy. ¡Adiós! ¡Que Dios os bendiga!

Anterior:130-B7 Más bienaventurados son los que aceptan y obedecen la palabra de Dios

Siguiente:127-C1 Comunión y respuestas de lo arriba sobre las preguntas de la Iglesia Coreana

También podría gustarte