276 Vosotros recibiréis la herencia de Dios

I

Como creyente en Dios comprende,

al recibir Su obra en los últimos días,

has recibido gloria y salvación al obrar Dios Su plan en ti.

La obra de Dios en el universo se centra en ti.

Todos Sus esfuerzos ha dedicado a ti.

Dios ha sacrificado todo por ti.

Te ha otorgado la obra del Espíritu.

Sois los afortunados, tenéis la suerte.

Dios ha traído gloria de Israel

para manifestar en vosotros Su plan,

los herederos de Su gloria y legado.

Sois los afortunados, tenéis la suerte.

Dios ha traído gloria de Israel

para manifestar en vosotros Su plan,

los herederos de Su gloria y legado.

II

Antes, escuchabas pero no entendías

el significado auténtico de estas palabras:

“Por nuestra leve aflicción, que es momentánea,

nos obra sobremanera un eterno peso de gloria”.

Eres plenamente consciente del significado que tiene.

Estas palabras se cumplirán en los últimos días,

sobre aquellos cruelmente afligidos

por el gran dragón rojo, el enemigo de Dios.

Porque persigue a Dios,

los creyentes de esta tierra sufren tormento.

Por eso la promesa de Dios se realizará en ellos.

Sois los afortunados, tenéis la suerte.

Dios ha traído gloria de Israel

para manifestar en vosotros Su plan,

los herederos de Su gloria y legado.

Sois los afortunados, tenéis la suerte.

Sois los afortunados, tenéis la suerte.

III

Dios hace Su obra en una tierra que se le opone;

Su obra sufre obstáculos,

Sus palabras no pueden cumplirse pronto.

Su gente se refina mientras aguardan y sufren.

La obra de Dios es difícil en la tierra del gran dragón rojo.

Por esta lucha pasa la obra de Dios

para manifestar Su sabiduría y acciones maravillosas,

completar a esta gente.

Por su sufrimiento y pobre calibre,

su carácter satánico en esta tierra impura,

Dios obra para purificar, purificar y conquistarlos,

para ganar gloria y testigos de Sus obras.

Es el significado de Su sacrificio.

Dios conquista por quienes se oponen a Él,

manifestar Su poder.

En la tierra impura,

sólo sus habitantes son dignos de heredar Su gloria.

El poder de Dios es grande,

se revelará en esta tierra impura, como es Su voluntad.

El poder de Dios es grande,

se revelará en esta tierra impura, como es Su voluntad.

El poder de Dios es grande,

se revelará en esta tierra impura, como es Su voluntad.

El poder de Dios es grande,

se revelará en esta tierra impura, como es Su voluntad.

Sois los afortunados, sois los afortunados, tenéis la suerte.


Adaptado de ‘¿Es la obra de Dios tan sencilla como el hombre imagina?’ en “La Palabra manifestada en carne”

Anterior: 256 Dios perfecciona a aquellos en los que el Espíritu Santo obra

Siguiente: 257 Cómo deberías tratar tus propias palabras y acciones

Los desastres son frecuentes. ¿Quieres saber cómo recibir al Señor antes de los grandes? Contáctanos ahora y exploremos juntos para encontrar el camino.
Contáctanos
Contacta con nosotros por WhatsApp

Contenido relacionado

Sobre la vida de Pedro

Pedro fue el ejemplo de Dios para la humanidad, una celebridad conocida por todos. ¿Por qué puso Dios como ejemplo a un hombre tan común y...

51. No es tan fácil ser una persona honesta

Al enfrentarme a la verdad, comencé a apreciar de verdad lo difícil que es ser una persona honesta. Especialmente para las personas calculadoras como yo, nunca podré ser una persona honesta si no dejo atrás todo fingimiento y sin la disciplina y el castigo de Dios. De ahora en adelante, perseguiré sinceramente la verdad, aceptaré todas las palabras de Dios, intentaré comprender aún más profundamente mi propia naturaleza calculadora, abandonaré todos mis fingimientos y seré una persona honesta para poder vivir la verdadera forma de un ser humano.

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro