220 Detestaría volver a las andadas y hacer daño a Dios otra vez

Cada vez está más cerca el día de Dios. ¿Cuánta verdad he recibido realmente por medio de Su juicio? Debo hacer introspección de manera seria, no vaya a volver a las andadas y aflija a Dios una vez más. Dios pronuncia Sus palabras con perfecta claridad. Sin conocer a Dios, ¿cómo puedo amarlo de verdad? Sin veneración por Dios dentro de mi corazón, ¿cómo puedo obedecerlo? Los ignorantes y ciegos siempre tienen nociones sobre Él. Los carentes de cualidades siempre malinterpretan el corazón de Dios. El juicio y el castigo son el amor y la bendición de Dios. No puedo defraudar otra vez las bondadosas intenciones de Dios. Por muy difícil que sea, aspiraré a amar a Dios. Dios ha puesto Su corazón entero en expresar todas Sus palabras a la humanidad. El verdadero amor a Dios implica tener en consideración Su voluntad. Quien no lee las palabras de Dios es una simple bestia que no ama la verdad. No es digno de la fe ni de permanecer en la casa de Dios. Dios ha mostrado plenamente Su carácter justo al hombre. Quienes verdaderamente aman a Dios dan testimonio de Él. Dios ha dejado en evidencia y eliminado a los faltos de humanidad. Dios ha culminado Su gran obra y ha alcanzado la gloria. Quienes no se arrepientan se sumirán en el desastre. Cada vez está más cerca el día de Dios. ¿Cuánta verdad he recibido realmente por medio de Su juicio? Debo hacer introspección de manera seria, no vaya a volver a las andadas y aflija a Dios una vez más.

Anterior: 219 ¡Oh Dios! Realmente no merezco Tu amor

Siguiente: 221 Convertirse en una nueva persona

Los desastres son frecuentes. ¿Quieres saber cómo recibir al Señor antes de los grandes? Contáctanos ahora y exploremos juntos para encontrar el camino.
Conéctate con nosotros en Messenger
Contacta con nosotros por WhatsApp

Contenido relacionado

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro