Palabras diarias de Dios | Fragmento 554 | "Promesas a aquellos que han sido perfeccionados"

¿Cuál es el camino mediante el que Dios perfecciona al hombre? ¿Qué aspectos están incluidos? ¿Quieres ser perfeccionado por Dios? ¿Tienes deseos de aceptar el juicio y castigo de Dios? ¿Qué sabes sobre estos asuntos? Si no puedes hablar de semejante conocimiento, entonces esto demuestra que todavía no sabes de la obra de Dios y no has sido en absoluto esclarecido por el Espíritu Santo. Este tipo de hombre no puede ser perfeccionado. Sólo puede recibir una pequeña cantidad de gracia para disfrutarla brevemente, y esta no puede ser mantenida a largo plazo. Aquel que simplemente disfruta la gracia de Dios no puede ser perfeccionado por Dios. A algunos les podría satisfacer la paz y el disfrute de la carne, una vida fácil, sin adversidades ni infortunios, vivir en paz con sus familias sin peleas ni discusiones. Incluso podrían creer que esta es la bendición de Dios, pero, en realidad es simplemente la gracia de Dios. Vosotros no podéis sentiros satisfechos simplemente con disfrutar de la gracia de Dios. Este tipo de pensamiento es demasiado vulgar. Aunque leas la palabra de Dios diariamente, ores cada día, y tu espíritu sienta una alegría y paz particular, al final todavía no puedes realmente hablar de ningún tipo de conocimiento de Dios ni de Su obra, ni tener tales experiencias, y no importa cuánto de la palabra de Dios hayas comido y bebido, si solamente sientes paz y disfrute en tu espíritu, y que la palabra de Dios es incomparablemente dulce, como si no la pudieses disfrutar suficientemente, pero no tienes la experiencia práctica ni la realidad de la palabra de Dios, entonces, ¿qué puedes recibir de semejante tipo de fe en Dios? Si no puedes hacer realidad la esencia de la palabra de Dios, tu comer y beber, y tus oraciones, se preocupan sólo por la religión. Entonces, este tipo de hombre no puede ser perfeccionado ni ganado por Dios. Todos aquellos ganados por Dios son los que persiguen la verdad. Lo que Dios gana no es la carne del hombre ni sus posesiones, sino la parte dentro de él que pertenece a Dios. Es por esto que digo que Dios no perfecciona la carne del hombre sino su corazón, para que el corazón del hombre pueda ser ganado por Dios. En otras palabras, la esencia de decir que Dios perfecciona al hombre es que Dios perfecciona el corazón del hombre para que este se vuelva a Dios y lo ame.

La carne del hombre es mortal. A Dios no le sirve de nada ganar la carne del hombre, puesto que eso es lo que inevitablemente se descompondrá. No puede recibir la herencia de Dios o Sus bendiciones. Si Dios sólo gana la carne del hombre y la mantiene en esa vía, el hombre estaría en tal vía en nombre, pero su corazón pertenecería a Satanás. De esa manera no solamente el hombre sería incapaz de convertirse en la expresión de Dios, sino que además se convertiría en Su carga. En consecuencia, el que Dios eligiera a los hombres sería insignificante. Aquellos que serán perfeccionados por Dios son los que recibirán las bendiciones de Dios y Su herencia. Es decir, ellos asimilan lo que Dios es y posee para que se convierta en lo que ellos llevan dentro. Tienen todas las palabras de Dios forjadas dentro de ellos; cualquiera que sea lo que Dios es, vosotros tenéis la capacidad de asimilarlo todo tal y como es, y así vivir la verdad. Este es el tipo de hombre perfeccionado por Dios y obtenido por Dios. Sólo este tipo de hombre es elegible para heredar las siguientes bendiciones otorgadas por Dios:

1. Recibir todo el amor de Dios.

2. Actuar de acuerdo con la voluntad de Dios en todas las cosas.

3. Recibir la guía de Dios, vivir bajo la luz de Dios y ser esclarecido por Dios.

4. Vivir la imagen amada por Dios en la tierra, amando a Dios verdaderamente como hizo Pedro, crucificado por Dios y digno de morir en recompensa del amor de Dios, teniendo la misma gloria que Pedro.

5. Ser amado, respetado y admirado por todos en la tierra.

6. Vencer todas las cadenas de la muerte y el infierno, sin dar oportunidad alguna a las obras de Satanás, siendo poseído por Dios, viviendo dentro de un espíritu fresco y alegre sin ningún sentimiento de cansancio.

7. Poseer un indescriptible sentido de júbilo y emoción en todos los momentos a lo largo de la vida como si se vislumbrara el día de la venida de la gloria de Dios.

8. Recibir gloria con Dios y tener un semblante parecido a los amados santos de Dios.

9. Convertirse en lo que Dios ama en la tierra, esto es, el amado hijo de Dios.

10. Cambiar la forma y ascender con Dios al tercer cielo trascendiendo la carne.

Sólo aquellos que sean capaces de heredar las bendiciones de Dios son perfeccionados por Dios y ganados por Dios. ¿Has ganado algo? ¿Hasta qué punto te ha perfeccionado Dios? Dios no perfecciona al hombre al azar. Hay condiciones y resultados aparentes que pueden ser vistos por el hombre. No es como cree el hombre, que mientras él tenga fe en Dios, puede ser perfeccionado y ganado por Dios y puede recibir en la tierra las bendiciones y herencia de Dios. Tales asuntos son extremadamente difíciles y mucho más cuando se refieren al cambio de forma. Por ahora, aquello que vosotros deberíais buscar es ser perfeccionados por Dios en todas las cosas, y ser perfeccionados por Dios a través de toda la gente, asuntos y cosas con las que os enfrentáis, para que más de lo que Dios es sea incorporado en vosotros. Vosotros primero debéis recibir la herencia de Dios en la tierra antes de ser elegibles a heredar más y mayores bendiciones de Dios. Todas estas cosas son las que vosotros deberíais buscar y entender primero. En cuanto más busques ser perfeccionado por Dios en todas las cosas, más podrás ver la mano de Dios en todas las cosas, buscando así activamente entrar en lo que constituye la palabra de Dios, y en la realidad de Su palabra, a través de diferentes perspectivas y en diferentes asuntos. No puedes estar conforme con estados negativos tales como simplemente no cometer pecados, o no tener nociones, ni filosofías de vida, ni voluntad humana. Dios perfecciona al hombre de varias maneras y, como resultado, es posible para ti ser perfeccionado en todos los asuntos. No sólo puedes ser perfeccionado en términos de lo positivo, sino también en lo negativo, enriqueciéndote de esta manera. Cada día hay oportunidades para ser perfeccionado y tiempo para ser ganado por Dios. Después de un periodo de semejante experiencia serás ampliamente cambiado. Naturalmente serás capaz de ganar conocimiento sobre muchas cosas que antes no entendías; sin necesitar que otros te enseñen, sin darte cuenta serás esclarecido por Dios para que puedas tener esclarecimiento en todas las cosas y todas tus experiencias vayan al detalle. Dios te guiará para que no vires a ningún lado. Entonces serás puesto en el camino de la perfección por Él.

Extracto de “La Palabra manifestada en carne”

Los desastres son frecuentes. ¿Quieres saber cómo recibir al Señor antes de los grandes? Contáctanos ahora y exploremos juntos para encontrar el camino.
Contacta con nosotros por Messenger
Contacta con nosotros por WhatsApp

Contenido relacionado