113 El sentido de la gestión que Dios hace de la humanidad

La gestión de Dios es para ganarse a la gente

que lo adora y se somete a Él.

Esta humanidad corrompida por Satanás

ya no lo ve como a un padre.

Reconocen su feo rostro, lo rechazan,

y aceptan el juicio y el castigo de Dios.

Saben lo que es feo y como difiere de lo santo.

Reconocen la grandeza de Dios y la maldad de Satanás.

Ya no obrarán por Satanás, no lo adorarán ni lo consagrarán,

porque son un grupo de gente que Dios se ganó de verdad.

Este es el sentido de la gestión de Dios sobre la humanidad.

Mientras Dios obra en Su gestión,

la humanidad es el foco de la corrupción de Satán, de la salvación de Dios,

y también es por lo que ellos luchan.

Mientras Dios obra en Su gestión,

de a poco Él recupera al hombre de las manos de Satanás.

Así el hombre se acerca más a Dios.

Saben lo que es feo y como difiere de lo santo.

Reconocen la grandeza de Dios y la maldad de Satanás.

Ya no obrarán por Satanás, no lo adorarán ni lo consagrarán,

porque son un grupo de gente que Dios se ganó de verdad.

Este es el sentido de la gestión de Dios sobre la humanidad.

Este es el sentido de la gestión de Dios sobre la humanidad.

Este es el sentido de la gestión de Dios sobre la humanidad.

Adaptado de ‘El hombre sólo puede salvarse en medio de la gestión de Dios’ en “La Palabra manifestada en carne”

Anterior: 112 Dios es el principio y el fin

Siguiente: 114 Dios restaurará el significado de Su creación del hombre

El fin de todas las cosas se está acercando, ¿quieres saber cómo el Señor recompensará el bien, castigará el mal y determinará el fin de cada uno? Bienvenido a contactarnos para descubrir la respuesta.

Contenido relacionado

51. He comprobado lo que es ser complaciente

Al enfrentarme a la verdad, comencé a apreciar de verdad lo difícil que es ser una persona honesta. Especialmente para las personas calculadoras como yo, nunca podré ser una persona honesta si no dejo atrás todo fingimiento y sin la disciplina y el castigo de Dios. De ahora en adelante, perseguiré sinceramente la verdad, aceptaré todas las palabras de Dios, intentaré comprender aún más profundamente mi propia naturaleza calculadora, abandonaré todos mis fingimientos y seré una persona honesta para poder vivir la verdadera forma de un ser humano.

La senda… (3)

En Mi vida, siempre estoy contento de entregar Mi cuerpo y Mi mente completamente a Dios. Solo entonces Mi conciencia está libre de...

Ajustes

  • Texto
  • Temas

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Interlineado

Ancho de página

Índice

Buscar

  • Buscar en este texto
  • Buscar en este libro

Contacta con nosotros por WhatsApp